La FDA advierte al consumidor a utilizar el Acetaminofén como es prescrito

La Administración de Alimentos y Drogas de los Estados Unidos, desea que los consumidores sepan que tomar más de la dosis recomendada de Acetaminofén, podría potencialmente provocar serios daños al hígado o inclusive la muerte.

Los dentistas manejan rutinariamente el dolor dental agudo. En algunos casos, recomiendan que los pacientes inicien tomando Acetaminofén, sin prescripción médica, inclusive antes de la visita al dentista para tratamiento.

El Acetaminofén es el nombre genérico del ingrediente activo de los productos vendidos sin prescripción médica como el Tylenol, así como las drogas vendidas bajo prescripción Vicodin y Percocet. Se encuentra bajo la regla 600 de los medicamentos vendidos sin prescripción médica (600 OTC). De acuerdo con la FDA es prescrito para el alivio y reducción de la fiebre, gripes y resfriados, alergia y medicamentos que ayudan a dormir.

Cuando se utiliza correctamente, la droga es segura y efectiva, sin embargo, “aún tomando un poco más de lo prescrito, o utilizando más de un fármaco que contenga Acetaminofén”, puede ser fatal.

Las advertencias de la FDA de los productos que contienen Acetaminofén son: siempre seguir las direcciones del médico así como las direcciones de la etiqueta del fármaco. Es particularmente importante que el paciente converse con su médico si el ingiere regularmente alcohol o si ha sido diagnosticado con alguna enfermedad del hígado. La agencia también advierte a los pacientes que ingieren Warfarina, un común adelgazante sanguíneo, para conversar con el médico en relación a la ingesta de Acetaminofén, ya que esta combinación puede elevar el riesgo de sangramiento.

Cuando se administra la medicina a niños, la FDA recomienda a los padres:

  • Revisar los componentes activos de cualquier otro fármaco que el niño este ingiriendo;
  • Lea la información brindada por el médico, así como, la información de las etiquetas de los fármacos vendidos sin prescripción (OTC) médica, o la prescripción que se encuentra en la etiqueta y siga las instrucciones;
  • Escoja la medicina correcta basándose en el peso y edad del niño para determinar si la medicina es correcta para su hijo, cuánto debe administrarse, cuantas horas se deben esperar antes de la siguiente dosis y cuando parar de administrar Acetaminofén. Pida ayuda al médico. Si la dosis, para el peso y edad del niño no están informadas en la etiqueta, o no puede determinar cuánto debe administrar, pregunte al médico o farmacéutico;
  • NO utilice una cuchara, ya que puede dar una dosis equivocada. Utilice el dispensador que viene con el medicamento para obtener la dosis exacta. Si no posee dispensador con la dosis adecuada, pregunte al farmacéutico;
  • Nunca de más de una medicina que contenga Acetaminofén. Si se administran más, puede perjudicar al niño.

En caso que la medicina no alivie el dolor o la fiebre del niño o adulto, la FDA pide para no ingerir más Acetaminofén, procurar al médico, enfermera o farmacéutico.
Para más información acerca del Acetaminofén, así como, preguntas frecuentes de los pacientes, visite: www.fda.gov/ForConsumers/ConsumerUpdates/ucm168830.htm.

© Asociación Dental Americana. Todos los derechos reservados. La reproducción o la publicación se encuentran terminantemente prohibidas sin el permiso previo por escrito de la Asociación Dental Americana.

Mantenga sus dientes limpios con una rutina de salud oral

Establecer una rutina de salud oral es importante para una boca sana. Pruebe uno de nuestros productos de salud oral para ayudarle a establecer un programa.